Acné: clasificación y prevención

| |

l acné es una enfermedad inflamatoria crónica de los folículos pilosebáceos de la piel. Los folículos pilosebáceos son unos conductos pequeños formados por glándulas sebáceas (que nutren la piel), por la raíz del cabello y, la mayoría de las veces, por glándulas sudoríparas.

© Thinkstock
Estos conductos desembocan en la piel a través de un orificio pequeño denominado poro. La inflamación del folículo pilosebáceo se observa como una elevación circunscrita de la piel que rodea al poro y que contiene pus.
El acné afecta tanto a mujeres como a hombres, aunque en los varones suele manifestarse de forma más severa. Esta enfermedad inflamatoria se presenta hasta en el 85 % de la población, afectando de forma particular a adolescentes y jóvenes de edades comprendidas entre los 12 y los 25 años.
A pesar de que el acné suele remitir de manera espontánea, es imposible predecir en qué momento ocurrirá eso. Por lo general se resuelve al llegar a la edad adulta y sólo en los casos más severos puede dejar cicatrices como secuela.

Causas del acné
El origen del acné es multifactorial. Entre sus causas se hallan las siguientes:
Factores ambientales. El acné suele empeorar en invierno y mejorar en verano, posiblemente por el efecto beneficioso del sol.

Factores farmacológicos. Medicamentos como los corticoides o los tratamientos hormonales.

Factores hormonales. El acné suele iniciarse en la pubertad, ya que el incremento de las hormonas masculinas hace que las glándulas sebáceas aumenten su tamaño y actividad. En ocasiones, el acné sigue el ritmo menstrual y mejora o empeora durante el embarazo.

Factores cosméticos. Es aconsejable no utilizar compuestos cosméticos grasos.

Factores alimentarios. Aunque no está claro que este factor cause acné, si se sospecha que algún alimento puede favorecer su aparición, no se debe ingerir durante varias semanas y, después, volver a comer bastante cantidad del mismo para determinar si el acné reaparece.

Clasificación
El acné se clasifica en los siguientes tipos:

Acné superficial. La lesión inicial característica del acné es el punto negro o comedón. El comedón resulta de la acumulación de grasa y suciedad en el poro, y aparece en las zonas más grasas de la cara, especialmente en nariz, frente, mejillas, espalda y hombros. En ocasiones, la manipulación o traumatismo de un comedón produce la formación de un quiste, con el consiguiente riesgo de cicatrización.

Acné profundo. La enfermedad puede detenerse en el acné superficial o evolucionar a un grado superior de inflamación o bien infectarse con la aparición de pus. Así, a veces se observan nódulos inflamados (de tamaño mayor que los comedones) tan grandes como garbanzos. También pueden aparecer quistes llenos de pus que suelen romperse y crear abscesos. Algunos abscesos se abren hacia la superficie de la piel y descargan su contenido. La consecuencia es una cicatriz, una depresión más o menos profunda de la piel, en función del tamaño de la lesión original.

Rosácea. Existe una variedad de acné, denominada rosácea, que suele aparecer en mujeres entre los 30 y los 50 años de edad. La rosácea se caracteriza por la presencia de acné asociado a enrojecimiento difuso de la piel y dilatación de los vasos sanguíneos, sobre todo en nariz y mejillas.

Prevención del acné
Para prevenir la aparición del acné, se pueden seguir los siguientes consejos:
Evitar consumir aquellos alimentos que cada persona cree que en su caso favorecen la aparición del acné.

Lavarse la cara con agua y jabón dos veces al día y, posteriormente, aclararse con abundante agua.

No utilizar maquillajes ni cremas muy grasas.

No mantener la barbilla apoyada entre las manos.

Lavar con frecuencia la funda de la almohada para evitar dormir sobre células cutáneas muertas que pueden obstruir los poros.

Si se llevan gafas, limpiarlas con frecuencia para evitar la acumulación de grasa alrededor de la nariz y los ojos, grasa que puede obstruir el poro.

Mas articulos de Salud:

Previous

6 consejos para adelgazar sin apuro

Adelgazar corriendo

Next

Deja un comentario